CREMA DE APIO RÁBANO Y MANZANA

CREMA DE APIO RÁBANO Y MANZANA

Ya sé que es muy obvio empezar con un “¡qué frío!”, pero es que esta semana ha sido muy fría. A mi sólo me apetece tomar cosas calientes y reconfortantes y si además son fáciles de preparar mejor que mejor.

La receta de hoy tiene como ingrediente principal el apio nabo, apio rábano, raíz de apio o céleri en francés. El apio nabo es una raíz redonda de color marrón claro, rugosa, con nudos y poco atractiva por fuera, en cambio el interior es de color hueso, de carne compacta y crujiente con un sabor dulce que sorprende y no deja indiferente.

A diferencia del apio, del apio nabo se utiliza la raíz. Para cocinarlo se debe pelar ya que la piel es demasiada dura. Aunque podemos encontrarlo todo el año, su temporada es en otoño e invierno.

A nivel nutricional es muy interesante ya que contiene vitaminas (K, C, E y B6), minerales (fósforo, potasio y manganeso) con una moderada cantidad de almidón. Además, contiene apigenina, flavonoide que funciona como antiinflamatorio y disminuye la proliferación de radicales libres.

Al ser una raíz muy resistente al frío, el apio nabo se cultiva y es muy conocido en el centro y norte de Europa, donde lo cocinan de formas muy variadas e incluso es el ingrediente principal de muchas ensaladas, en las que al ir en crudo se aprecia mucho más su aroma y perfume.

En la receta de hoy he decidido combinarla con manzana, ya que ésta contrasta perfectamente con el sabor suave, ligeramente dulce y aromático del apio rábano.

Esta crema es perfecta para cenar o como entrante en la comida. Pruébala y luego me cuentas, verás como es diferente del resto de cremas de raíz.

¡¡Feliz fin de semana!!

Añade a la lista de la compra

Comparte, imprime y visualiza en el móvil

Print Friendly, PDF & Email

Comentarios

Be Social

Sobre Coolinary

A %d blogueros les gusta esto: